domingo, julio 12, 2009

¿sabían que a los voluntarios no les pagan?

Hace unos años, cuando hice mi queridísimo Servicio Social en el Museo Nacional de Arte, me dediqué a las actividades culturales, al trato con el público y, especialmente a los talleres infantiles.
Claro,a veces las actividades parecían más un servicio de niñera que de taller de arte, pero aún así me sentía muy bien trabajando/jugando con los niños. Lo malo es que eso me alejo por completo de mi área de trabajo que es la investigación. No es que la difusión de la Historia no me interese, es más, me encanta la labor de difusión especialmente con los niños. Muchas de las mejores hipótesis y teorías que he escuchado sobre ciertos aspectos históricos o simples explicaciones provienen de niños.
No obstante, buena parte de mi labor es la investigación, y debo confesar que me encanta todo ese trabajo duro de andar en las bibliotecas, de leer, sacar post it, pensar y repensar... Así que durante el servicio no tuve mucha oportunidad de hacer esa chamba de oficina.
Ahora, hace unos meses me invitaron a integrarme al museo como investigadora, el problema es que sería en el programa de Voluntariado.
¿Saben que a los voluntarios no les pagan?
Sigo pensando en si sería buena idea hacerlo, aventurarme unos meses para ese tabajo y realizar esa investigacion a la par de la maestría. Sería buena experiencia, comenzaría a darme a conocer... pero el dinero es el dinero, y no sé si el amor al arte valdrá la pena. A estas alturas de la vida, ya después de haber ganado mi propio dinero quiero máas. Es cierto que el dinero no compra la felicidad, pero sí compra cosas que nos hacen felices.

1 comentario:

Elizabeth dijo...

jejejeje, yo fui voluntaria de una fundación que protegía niñas víctimas de abuso sexual. Todo empesó por las prácticas de la universidad y me quedé de voluntaria aún así después de haber terminado mi carrera, Bah! que importa si no me pagan, uno le va a garrando amor a las cosas que hace para que otros que están indefensos puedan sacar una sonrisita.
Un abrazo mi Sidurti