jueves, agosto 30, 2007

En tres pasos.

Uno...
El aire me falta...la respiración es cada vez más acelerada.
La voz se entrecorta, no puedo hablar.
El corazón busca escapar.
Corre, sube, baja, gira.. no hay quien pueda detenerle.
Una brisa cálida que me envuelve, no me suelta.

Dos.
Ya no sé si murmuro o grito.
Aprieto los labios, los muerdo para callarlos.
Cierro los ojos, una lluvia de colores se presenta ante mi.
Una mezcla de sensaciones. El azul sabe a chocolate, el número seis se aparece lila.
Las manos se confunden con el aire,
la cabeza parece estallar mientras siento
el calor recorrer mi cuerpo.


Tres
Una calma comienza a apoderarse de mí

Ya no hay fuegos atificiales...en cambio,
hay una sensación de calma en medio de una tormenta
Mi cuerpo se ha tornado líquido,
pero sigue cálido como un suspiro.
Simplemente no se puede expresar...



No hay comentarios.: